:::: MENU ::::
Mostrando entradas con la etiqueta Cultura. Mostrar todas las entradas
Mostrando entradas con la etiqueta Cultura. Mostrar todas las entradas

sábado, 17 de octubre de 2020

  • 17.10.20
Andalucía Televisión, el segundo canal de la Radio y Televisión de Andalucía (RTVA), abre hoy, a partir de las 20.00 de la tarde, una nueva temporada de Una de cine, uno de los mejores programas del panorama televisivo actual dedicados al Séptimo Arte, dirigido y presentado por el periodista Manuel Bellido Mora, miembro del Consejo de Redacción de Andalucía Digital.

El espacio, que se concibe como una tertulia cinematográfica que incluye la emisión de una película o de un documental español que luego es comentado por actores, críticos y profesionales del cine, retorna esta tarde a la parrilla de Andalucía Televisión en un nuevo plató y con un formato completamente renovado, en el que primarán las noticias de actualidad fílmica y los comentarios sobre las producciones andaluzas.

El primer programa de Una de cine estará protagonizado por dos creadoras andaluzas: la realizadora gaditana Ángeles Reiné –que hablará sobre el reciente estreno de su comedia de enredo Salir del ropero, la última película que protagonizó la ya desaparecida Rosa María Sardá– y la joven escritora malagueña Marina Parés, autora del guión de Ane, una cinta dirigida por David Pérez Sañudo que cautivó al público en el último Festival de San Sebastián, donde obtuvo el Premio Irizar al Cine Vasco.

"En nuestra sexta temporada hemos apostado por un nuevo formato para ofrecer a los espectadores unos contenidos más pegados a los estrenos y a lo que se rueda y se produce en Andalucía", explicó Manuel Bellido, que adelantó que Una de cine contará a partir de hoy con contenidos informativos sobre los festivales, las novedades de cartelera o los cortometrajes andaluces, sin olvidar una de las "marcas de la casa": las tertulias cinéfilas.

De igual modo, el espacio que dirige y presenta Manuel Bellido ofrecerá hoy la emisión del corto Amordazado, ganador del Premio a la Creación Audiovisual Andaluza de la novena edición de Almería Western Film Festival. Su director, David Rodríguez, también participará en el programa.

Una intensa trayectoria ligada al cine

Nacido en Montilla en 1959, Manuel Bellido es licenciado en Ciencias de la Información, sección Periodismo, por la Universidad Complutense de Madrid. Ha sido redactor en Radiocadena Española, Radio Nacional de España y ha coordinado los Informativos en Canal Sur Televisión en Málaga.

Pregonero de la Fiesta de la Vendimia Montilla-Moriles en 2002, Manuel Bellido es un reconocido experto en cine, tal y como lo avala su trayectoria profesional. No en vano, ha sido jurado en prestigiosos certámenes como la Semana Internacional de Cine Fantástico de Málaga, ciudad en la que trabaja, además de cubrir para Canal Sur Televisión los festivales más importantes del país.

De igual manera, Manuel Bellido se ha caracterizado siempre por su disposición a colaborar con colectivos montillanos de distinta índole, como la Asociación Cultural "La Abuela Rock", Forajidos, El Coloquio de los Perros o la Asociación Central, así como por su participación en publicaciones de carácter local como Nuestro Ambiente o La Corredera, donde firmó una interesante serie de reportajes sobre las bodegas montillanas.

El 13 de octubre de 2011, el periodista montillano recibió la Linterna Mágica de la Muestra de Cine Andaluz y del Mediterráneo de Archidona, un festival organizado por la Concejalía de Cultura del Ayuntamiento de esta localidad malagueña que, cada año, reconoce la labor de aquellos que no son profesionales directos del Séptimo Arte pero que, con su quehacer diario, contribuyen a su difusión y engrandecimiento.



A su vez, en 2012, la Semana de Cine Fantástico de Estepona (Málaga) decidió reconocer la trayectoria del periodista montillano con el Premio ASFAAN de la Asociación de Festivales Audiovisuales de Andalucía, "en reconocimiento a su larga trayectoria profesional apoyando el cine andaluz y toda forma de comunicación audiovisual, a lo largo de todo el mundo, y por su pasión por el cine, la música y la televisión".

Hace dos años, la Asociación de Escritores y Escritoras de Cine de Andalucía (Asecan) distinguió al periodista montillano con uno de los Premios Asecan del Cine Andaluz 2016, durante el transcurso de una gala que tuvo lugar en el Teatro Lope de Vega de Sevilla, ante una nutrida representación del sector audiovisual andaluz.

En diciembre del pasado año, Manuel Bellido Mora recibió, de manos de la Asociación de la Prensa de Málaga (APM) y de la demarcación territorial del Colegio Profesional de Periodistas de Andalucía (CPPA), una de las menciones especiales del Premio de Periodismo "Ciudad de Málaga", un galardón que se creó en 2009 a partir de un convenio suscrito entre el Ayuntamiento y la APM, entonces presidida por Andrés García Maldonado.

Gran amante de su ciudad natal, Bellido Mora ha cubierto los festivales de Cine de San Sebastián, Iberoamericano de Huelva, Cine Europeo de Sevilla, Cine Español de Málaga, Cine Español de Tánger, Cine Latino de Los Ángeles en los Estados Unidos. Enviado especial a los Premios Goya y a los Premios de la Academia del Cine Europeo, ha formado parte del jurado de los Premios de la Asociación de Escritores Cinematográficos de Andalucía y del Premio José Valdelomar.

Conferenciante, ponente en cursos y en másteres en las universidades de Málaga, Córdoba y Sevilla, Manuel Bellido es integrante de la Comisión de Valoración de Ayudas al Cortometraje, dependiente de la Consejería de Cultura de la Junta de Andalucía. Asimismo, pertenece al Consejo Editorial de Andalucía Digital desde la puesta en marcha del grupo, allá por 2009.

J.P. BELLIDO / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR

lunes, 21 de septiembre de 2020

  • 21.9.20
El productor y director montillano, Dany Ruz, colaborador de Andalucía Digital, se alzó en la noche del pasado sábado con tres de los premios del XXV Certamen Audiovisual de Cabra gracias a Lobas y El Ciprés, los dos últimos proyectos realizados por el joven montillano y que le han servido para hacerse con dos premios del público 'La Noche Cortobesa', así como el galardón 'Juan Muñoz' a la mejor producción amateur.


Lobas, el segundo proyecto que el colaborador de Andalucía Digital realiza en colaboración con el dramaturgo montillano Juan Carlos Rubio, fue designado por el jurado del XXV Certamen Audiovisual de Cabra como la mejor producción amateur de la edición, a la vez que fue elegido como uno de los mejores cortometrajes por el público a través de la votación online realizada durante la semana de desarrollo del festival.

Protagonizado por Esperanza de la Vega y Marta G. Velilla, Lobas sorprende al espectador a través de una entrevista de trabajo que, más allá de lo laboral, consigue poner en orden la vida de los personajes ante la sorpresa de un público que asiste a un diálogo donde nada es lo que parece y todo puede dar una giro de 180 grados.

"Estoy muy agradecido de poder contar, una vez más, con un guión de Juan Carlos Rubio que tan solo necesitaba ser contado en imágenes", explicó el joven director sobre este cortometraje rodado a principios de 2019 en Madrid, en un fin de semana y con un presupuesto de sólo 300 euros, "que salva cualquier error técnico gracias a un argumento increíble".

Junto a Lobas, el público del certamen también quiso premiar el cortometraje El Ciprés, presentado el pasado mes de mayo y que aborda el confinamiento y la cuarentena a causa de la pandemia del coronavirus. Sobre una serie de planos rodados en distintos enclaves de su localidad natal, la cinta gira en torno al mensaje de voz que una nieta deja por teléfono a su abuela, en el que le cuenta qué ha estado haciendo durante las últimas semanas, marcadas por la alerta sanitaria del covid-19.

"En el corto se pueden ver imágenes de toda Montilla confinada, que sirven de contrapunto al texto, ya que complementan el sentido de la narración", explicó el joven creador quien, de este modo, ha querido rendir un homenaje "a las personas mayores que nos han dejado durante estas circunstancias y a los que siguen luchando".

Un creador polifacético

Nacido en la localidad cordobesa de Montilla en 1992, Dany Ruz estudió Comunicación Audiovisual y Filosofía en la Universidad de Málaga. Hace ahora cinco años volvió a establecer su residencia en Montilla, donde ha llevado a cabo diferentes proyectos audiovisuales y culturales, destacando la marca de contenidos Cuentismo –que hace tres años obtuvo el Premio Córdoba Joven 2017 en la modalidad de Arte, concedido por el Instituto Andaluz de la Juventud (IAJ)– y el proyecto videomusical Soma Club Band, una iniciativa puesta en marcha a principios del año 2018 con el objetivo de vincular la creación musical con los recursos culturales e históricos de Montilla.

Bajo su productora Imprevisible Films, Dany Ruz ha creado una gran cantidad de contenidos audiovisuales, culturales y musicales en muy poco tiempo. Teniendo como centro de operaciones la localidad cordobesa de Montilla, el columnista de Andalucía Digital ha desarrollado diferentes trabajos audiovisuales en las Islas Canarias con el colectivo de voluntariado Soy Mamut y el proyecto de huella positiva Ru7a.

Productor audiovisual y musical del grupo madrileño La Cuerda Floja, Dany Ruz colabora con la empresa sevillana La Red Van y es docente en el Centro de Educación Permanente "Antonio Gala", así como en el Instituto de Enseñanza Secundaria (IES) Emilio Canalejo Olmeda, ambos en Montilla.

Dany Ruz es autor también de los cortometrajes Boutade Lobas, ambos escritos por el prestigioso dramaturgo Juan Carlos Rubio. Gracias al primero de ellos ha conseguido, además de una gira de proyecciones por toda España, uno de los Premios LGTB Andalucía 2019 o el Premio Especial del Público del 41.º Festival Internacional de Cortometrajes de San Roque (FICSAN).

Además de haber dirigido y producido eventos musicales como el Soma Club Festival, Dany Ruz ha creado el primer certamen de cine en Montilla, el Soma Club Film, que celebró su primera edición el pasado año 2019. Además, ha formado parte de equipos de trabajos de otros rodajes como Turno de Noche, cortometraje ganador del festival de Casares.

En su faceta musical, el columnista de Andalucía Digital ha publicado ya su primer disco, bautizado como Tótem, y el pasado mes de enero publicó, junto a Julián Carrasco, Baile Nómada de Mali, un proyecto de improvisación musical y audiovisual.



I. TÉLLEZ / J.P. BELLIDO
FOTOGRAFÍA: I. TÉLLEZ (ARCHIVO)


sábado, 12 de septiembre de 2020

  • 12.9.20
Marxismo y Comunicación. Teoría Crítica de la Mediación Social. Ese es el título del nuevo libro que ha publicado Francisco Sierra Caballero, catedrático de Teoría de la Comunicación de la Universidad de Sevilla y columnista de Andalucía Digital, dentro de la colección Pensamiento de la editorial Siglo XXI.



El libro ha sido prologado por el prestigioso intelectual Armand Mattelart y ofrece al público las "líneas maestras de fuerza" que sistematizan algunos de los principales aportes de la visión materialista para, posteriormente, ir sentando las bases de desarrollo del pensamiento emancipador en comunicación desde la tradición marxista.

Además de rendir tributo al sabio de Tréveris, Francisco Sierra ha afrontado este nuevo ensayo con la intención de aportar al lector elementos básicos para una necesaria crítica materialista de la mediación social y alumbrar una evidencia inexcusable en tiempos de libre comercio: la dimensión política de toda mediación cognitiva.

"La conexión entre los aspectos culturales y comunicativos, los tecnológicos y económicos, y los político-informativos y tecno-estéticos que están en la base del modelo de análisis marxista puede en este sentido, cuando menos, definir un marco lógico de comprensión global", resalta Francisco Sierra.

De este modo, fruto de la interrelación existente entre los diferentes niveles de acción, "este marco resulta revelador tanto de los problemas de orden práctico, como la lógica desinformativa de la posverdad, como de aspectos sustantivos de los modelos de representación ideológica presentes en la práctica teórica contemporánea", subraya el autor.

Más allá y más acá de Marx, la revisión de los aportes seleccionados a lo largo del libro pueden contribuir a despejar cierto desdibujamiento que sobre la teoría marxista han querido proyectar culturalistas o funcionalistas reciclados al identificar la teoría crítica con el modelo economicista de la vulgata al uso sobre las teorías del control social frente a la compleja lectura propia de un pensamiento relacional que tiende a pensar la realización de la lógica del valor y el fetichismo de la mercancía desde una definición materialista consustancial a toda mediación social.

Un reputado experto en Comunicación

Nacido hace 50 años en Gobernador, un municipio de poco más de 200 habitantes situado en la comarca granadina de Los Montes, muy cerca de Jaén, Francisco Sierra es catedrático de Teoría de la Comunicación de la Universidad de Sevilla, donde dirige el Departamento de Periodismo I. Además, su nombre se hizo especialmente popular el pasado verano, tras ser incluido en el exclusivo comité de expertos que habría de evaluar a los aspirantes a dirigir Radio Televisión Española (RTVE).

Investigador del Instituto Andaluz de Investigación en Comunicación y Cultura, el columnista de Andalucía Digital  es fundador de la Asociación Española de Investigación de la Comunicación y, en la actualidad, preside la Unión Latina de Economía Política de la Información, la Comunicación y la Cultura, así como la Asamblea de la Confederación Iberoamericana de Asociaciones Científicas en Comunicación.

Autor de relevantes ensayos sobre Comunicación, Política y Cambio Social, Francisco Sierra ha coordinado equipos internacionales de investigación para la Comisión Europea o para el Plan Nacional de Investigación y Desarrollo de España. El pasado mes de marzo, y de la mano de la Asociación Cultural y Científica Iberoamericana, presentó Introducción a la Comunicología, una obra en la que aborda, de manera crítica y panorámica, el ámbito de la mediación social y el papel que juega la comunicación en la propia conformación de la sociedad.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL

miércoles, 26 de agosto de 2020

  • 26.8.20
Dany Ruz, colaborador de Andalucía Digital, se ha proclamado vencedor del Certamen de Cortos ImaginArte de Santaella, que este año se ha celebrado de manera virtual a causa de la alerta sanitaria por el coronavirus. El compositor, gestor cultural, productor y director audiovisual montillano se ha alzado con el primer premio del festival, que organiza la asociación Celuloide, gracias a su cortometraje titulado Lobas, el segundo proyecto audiovisual surgido de la colaboración con el dramaturgo Juan Carlos Rubio.



El jurado designado por la Asociación Cultural de Cine "Celuloide" ha debido evaluar más de 500 cortometrajes, entre los que destacaron los trabajos finalistas: Luz Verde, de Juanma Díaz Lima; Happy Friday, de José Campos; Infierno, de Manuel Camacho; Casa, de Alberto Evangelio; y el ganador, Lobas, de Dany Ruz.

Protagonizado por Esperanza de la Vega y Marta G. Velilla, Lobas sorprende al espectador a través de una entrevista de trabajo que, más allá de lo laboral, consigue poner en orden la vida de los personajes ante la sorpresa de un público que asiste a un diálogo donde nada es lo que parece y todo puede dar una giro de 180 grados.

"Estoy muy agradecido de poder contar, una vez más, con un guión de Juan Carlos Rubio que tan solo necesitaba ser contado en imágenes", explicó el joven director sobre un cortometraje rodado el pasado año en Madrid, en solo un fin de semana y con un presupuesto de apenas 300 euros que, según su director, "salva cualquier error técnico gracias a un argumento increíble".

La colaboración entre Juan Carlos Rubio y Dany Ruz volverá a hacerse patente en un tercer proyecto conjunto, Cuento de hadas. "Me siento muy afortunado de poder trabajar con Juan Carlos Rubio y todas las satisfacciones que estos cortometrajes nos están dando, algo que espero que sea así por mucho tiempo", reconoció Ruz.

Un creador polifacético

Nacido en la localidad cordobesa de Montilla en 1992, Dany Ruz estudió Comunicación Audiovisual y Filosofía en la Universidad de Málaga. Hace ahora cinco años volvió a establecer su residencia en Montilla, donde ha llevado a cabo diferentes proyectos audiovisuales y culturales, destacando la marca de contenidos Cuentismo –que hace tres años obtuvo el Premio Córdoba Joven 2017 en la modalidad de Arte, concedido por el Instituto Andaluz de la Juventud (IAJ)– y el proyecto videomusical Soma Club Band, una iniciativa puesta en marcha a principios del año 2018 con el objetivo de vincular la creación musical con los recursos culturales e históricos de Montilla.

Bajo su productora Imprevisible Films, Dany Ruz ha creado una gran cantidad de contenidos audiovisuales, culturales y musicales en muy poco tiempo. Teniendo como centro de operaciones la localidad cordobesa de Montilla, el columnista de Andalucía Digital ha desarrollado diferentes trabajos audiovisuales en las Islas Canarias con el colectivo de voluntariado Soy Mamut y el proyecto de huella positiva Ru7a.



Productor audiovisual y musical del grupo madrileño La Cuerda Floja, Dany Ruz colabora con la empresa sevillana La Red Van y es docente en el Centro de Educación Permanente "Antonio Gala", así como en el Instituto de Enseñanza Secundaria (IES) Emilio Canalejo Olmeda, ambos en Montilla.

Dany Ruz es autor también de los cortometrajes Boutade Lobas, ambos escritos por el prestigioso dramaturgo Juan Carlos Rubio. Gracias al primero de ellos ha conseguido, además de una gira de proyecciones por toda España, uno de los Premios LGTB Andalucía 2019 o el Premio Especial del Público del 41.º Festival Internacional de Cortometrajes de San Roque (FICSAN).

Asimismo, el pasado mes de mayo presentó 'El ciprés', un cortometraje que aborda el confinamiento y la cuarentena a causa de la pandemia del coronavirus. Sobre una serie de planos rodados en distintos enclaves de su localidad natal, la cinta gira en torno al mensaje de voz que una nieta deja por teléfono a su abuela, en el que le cuenta qué ha estado haciendo durante las últimas semanas, marcadas por la alerta sanitaria del covid-19.

Además de haber dirigido y producido eventos musicales como el Soma Club Festival, Dany Ruz ha creado el primer certamen de cine en Montilla, el Soma Club Film, que celebró su primera edición el pasado año 2019. Además, ha formado parte de equipos de trabajos de otros rodajes como Turno de Noche, cortometraje ganador del festival de Casares.

En su faceta musical, el columnista de Andalucía Digital ha publicado ya su primer disco, bautizado como Tótem, y el pasado mes de enero publicó, junto a Julián Carrasco, Baile Nómada de Mali, un proyecto de improvisación musical y audiovisual.

J.P. BELLIDO / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR

domingo, 16 de agosto de 2020

  • 16.8.20
El escritor y catedrático de Periodismo Antonio López Hidalgo, miembro del Consejo Editorial de Andalucía Digital, publica Maneras de soñar y de vivir, un libro que contiene 80 relatos breves escritos en su mayor parte en Lima (Perú) y en Quito (Ecuador), donde muestra una mirada existencialista sobre la vida y el mundo de este y el otro continente. La obra, en realidad, es una secuela o segunda parte de Tratado sobre el corazón de las cosas, que vio la luz en 2019, también en Fénix Editora.



Escritos estos textos entre mayo y junio de 2016, con motivo de una estancia académica en el Centro Internacional de Estudios Superiores de Comunicación para América Latina (Ciespal), han sido recopilados y ordenados para este volumen por Remedios Fariñas Tornero, columnista de este diario. La profesora María José Ufarte Ruiz ha diseñado las páginas interiores, mientras que el diseño de la cubierta y contracubierta es obra de Juan Pablo Bellido, editor de Andalucía Digital.

En estos microrrelatos abundan las descripciones de volcanes, de los días irregulares de Quito, de los cielos nublados de Lima, las referencias literarias, la soledad del escritor cuando cae la noche. Después de todo, es una mirada personal, serena, enigmática, existencialista frente al paso del tiempo y de los días vividos a tres mil kilómetros de altitud.

López Hidalgo escribe: “Mira a través de la ventana la luz de Quito, la irregular temperatura del día, con sus rayos de luz perpendiculares y sus manojos arrebujados de nubes negras y huidizas. Pronto será de noche y el tráfico, denso como cada tarde, dejará la ciudad vacía y los restaurantes llenos. Aquí y ahora, en la mitad del mundo, en estas altitudes andinas, este hombre escribe páginas que son confesiones y que se quedarán aquí cuando él se vaya”.

Tal y como ha destacado Juan Carlos Fernández Serrato, reputado experto en Literatura Española Contemporánea que imparte clase en la Facultad de Comunicación de la Universidad de Sevilla, la narrativa de López Hidalgo es "leve, delicada, ligera, como la literatura más interesante del siglo XXI, uno de cuyos grandes exponentes es el francés Patrick Modiano", Premio Nobel de Literatura en 2014.

En efecto, el libro es un exquisito compendio de textos delicados y hondos, con mucha profundidad pese a su brevedad, que abordan, desde el prisma de la experimentación literaria, temáticas recurrentes en la literatura creativa de Antonio López Hidalgo.

Una vida dedicada al periodismo y a la literatura

Catedrático de Redacción Periodística en la Facultad de Comunicación de la Universidad de Sevilla, Antonio López Hidalgo (Montilla, 1957) publicó su primer libro en 1990, El sindicato clandestino de la Guardia Civil, una obra realizada al alimón junto a Juan Emilio Ballesteros, por la que fueron procesados y absueltos posteriormente.

Autor de más de 40 obras, entre libros literarios, periodístico y académicos. En la editorial Comunicación Social, Antonio López Hidalgo también ha publicado El periodista en su soledad; De la vida y otras anécdotas; El Titular. Manual de titulación periodística; Géneros periodísticos complementarios. Una aproximación crítica a los formatos del periodismo visual; y La Columna. Periodismo y literatura en un género plural. Entre otras obras, es autor de La exactitud de la nostalgia, Tratado sobre el corazón de las cosas, El privilegio del olvido, La belleza de las pequeñas cosas o Escrito en Brasil.

Profesor invitado en varias universidades iberoamericanas, es Premio de Narrativa de la Asociación Cultural "Marquesado de Priego", además de miembro de la Cofradía de la Viña y el Vino, para la que concibió en septiembre de 1992 la primera Exaltación del Vino de Montilla. De igual manera, Antonio López Hidalgo es miembro del Patronato de la Fundación Biblioteca Manuel Ruiz Luque.

En febrero de 2018, la Asociación de la Prensa de Sevilla le reconoció con una Mención Especial su doble trayectoria profesional periodística y académica, y haber sido el primer periodista andaluz en obtener una cátedra de Periodismo. El 15 de noviembre de 2019 fue nombrado padrino y fue autor de la laudatio con motivo del nombramiento del periodista Iñaki Gabilondo como doctor honoris causa por la Universidad de Sevilla.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL
FOTOGRAFÍA: JES JIMÉNEZ

jueves, 9 de julio de 2020

  • 9.7.20
Agústicos. Ese es el original nombre del ciclo musical que inaugura hoy el Ayuntamiento de Montilla con el objetivo de ofrecer una alternativa de ocio para las noches de los jueves. El título del festival, que forma parte del Plan de Reactivación Socioeconómica para Montilla #Remontamos, surge de un juego de palabras que resume el espíritu de la iniciativa, tal y como aclaró la concejala de Infancia, Juventud y Mujer, Alicia Galisteo, quien explicó que "los conciertos tendrán un formato acústico y, además, esperamos que los asistentes estén muy a gusto, escuchando música en directo en las plazas de Montilla".



El programa, que arrancará a las 22.00 de esta misma noche, en el Llano de Palacio, con los sonidos selváticos y subterráneos de la banda granadina Pelo Mono, ha sido diseñado por cuatro colectivos musicales de la localidad: Imprevisible, Jazz Amontillado, Poplacara y Pop Rock Montillano.

"Con esta iniciativa se pretende cubrir los festejos cancelados por el covid-19 y ofrecer música para todos los públicos, ya que los conciertos serán gratuitos", recalcó Alicia Galisteo, quien reconoció que "la música ha sido una gran aliada en los meses de confinamiento y, por eso, hemos apostado por ella para hacer más amenos los meses de verano, con una propuesta que también ayudará a la hostelería".

Agústicos se compone de un total de ocho conciertos –cuyos detalles pueden consultarse en este enlace– que tendrán lugar en espacios como la Plaza de la Merced, la Estación de Autobuses, la Plaza de la Rosa y el Llano de Palacio, todos ellos con un aforo limitado a 60 personas sentadas.

Tras la actuación de esta noche de Pelo Mono, el festival continuará el próximo 16 de julio, en la Plaza de la Rosa, con Pepe Bao y Tomasito (Los Majaretas del planeta). Una semana más tarde, en la Plaza de La Merced, será el turno de CRC y Raúl Rodríguez, mientras que el último jueves de julio actuarán, a partir de las 22.00 de la noche en la Estación de Autobuses, el grupo montillano El Viaje de la Rosetta, además de Imperio Reina.

Ya en agosto, el jueves día 6 se podrá disfrutar en la Plaza de la Rosa de la actuación del grupo Mr. Mackenzie y de Borneo, mientras que Taipan y otro grupo por confirmar tomarán el escenario de la Estación de Autobuses el 13 de agosto.

Las dos últimas actuaciones correrán a cargo del pianista Ángel Andrés Muñoz y Cristina Guzmán, junto a Latín Jazz Reunión (Around Rivera’s Sounds), que el 20 de agosto deleitarán con su música al público de la Plaza de la Merced, mientras que D-Instinto Bas&Co y Pirámide cerrarán el programa con un concierto que tendrá lugar el jueves 27 de agosto en la Plaza de la Rosa.

J.P. BELLIDO / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR (ARCHIVO)


miércoles, 8 de julio de 2020

  • 8.7.20
Aromas y Acordes. Ese es el título del original proyecto creativo que ha impulsado Bodegas Robles, santo y seña de la producción ecológica en Andalucía y referente de la Denominación de Origen Protegida (DOP) Montilla-Moriles, en colaboración con el reconocido guitarrista madrileño Javier Vargas, que ha colaborado con leyendas de la música como Carlos Santana, Glenn Hughes o Prince.





Tras apoyar varias iniciativas cinematográficas –como el cortometraje Boutade, dirigido por el creador audiovisual Dany Ruz, colaborador de Andalucía Digital–, Bodegas Robles “mantiene su compromiso con la cultura y con el arte para Montilla y para el conjunto de municipios que conforman la zona Montilla-Moriles”, tal y como destacó ayer el responsable de la firma, Francisco Robles, quien defendió la necesidad de “construir espacios donde los creadores y los músicos se reúnan”, ya que, a su juicio, “el talento se contagia y propicia más talento”.

El proyecto Aromas y Acordes surge de la formulación de dos preguntas que recordó ayer Francisco Robles: “¿Puede la música cambiar la forma en que apreciamos el vino? ¿Y puede el vino cambiar la forma en que oímos la música?”. Para el responsable de Bodegas Robles, “ambos elementos son abrumadoramente sensoriales y, por tanto, deben compenetrarse a la perfección”.

“La música, al igual que el vino, tiene un poder fascinante, que no es otro que el de desencadenar sensaciones muy intensas en solo una nota”, afirmó el bodeguero montillano, para quien “no es de extrañar que ese poder sea tan fuerte como para provocar cambios en la percepción del sabor y de los aromas”.

Con esta idea, Javier Vargas, líder de la Vargas Blues Band, presentará su álbum Del Sur a través de una edición especial de vinos de Bodegas Robles, un Amontillado y un Pedro Ximénez identificados con una original etiqueta diseñada por la joven montillana Águeda Robles. “Se trata de doce viajes sonoros, compuestos por melodías sinceras y con potencial sanador, que parten del emblemático tema que vio la luz ya hace casi tres décadas", subrayó el gerente de la firma ecológica en referencia al último trabajo discográfico del guitarrista madrileño.

“Javier Vargas se ha convertido en embajador de los vinos de Montilla y, por eso, hemos creado estos dos vinos que, gracias a un código QR incorporado en su etiqueta, permitirán degustarlos acompañados de la mejor fusión musical”, apuntó Francisco Robles, quien reconoció que este nuevo proyecto abre para la firma bodeguera “un mundo totalmente desconocido pero fascinante a la vez”.





Por su parte, Javier Vargas –que ya ofreció un concierto junto a Bodegas Robles a finales de junio del año 2014 y que, además, es ahijado de una cepa de su viñedo ecológico– aseguró sentirse “emocionado” por la puesta en marcha de este proyecto y por ser, de algún modo, “embajador de los vinos de Bodegas Robles”.

El guitarrista, que confesó ser un “enamorado” del vino dulce Pedro Ximénez, explicó que “el vino ha estado siempre muy ligado al blues” y recordó que cuando Muddy Waters –considerado el padre del Chicago blues– llegó a la Ciudad de los Vientos a finales de la década de los cuarenta cambió el lema de “blues, cervezas y barbacoas” (blues, beer and barbecue) por el de “vino, mujeres y whisky” (wine, women & whiskey).

“El vino casa perfectamente con la creatividad porque inspira a los artistas, de la misma manera que los artistas inspiran el arte de hacer vino”, recalcó el músico madrileño que, tras casi tres décadas de trayectoria, atesora ocho álbumes de platino e innumerables giras internacionales con algunos de los músicos más reconocidos de la historia.

Por último, el alcalde de Montilla, Rafael Llamas, mostró el agradecimiento del Ayuntamiento por esta nueva apuesta de Bodegas Robles que, a su juicio, “abunda en la idea del mestizaje que, gracias al Inca Garcilaso, tenemos muy presente en esta ciudad” y que, además, “ayuda a trasladar el enorme potencial que tienen los vinos de la zona Montilla-Moriles”.

Una firma referente en España

La familia Robles se ha dedicado a la elaboración de vinos desde 1927. A finales de los años noventa, la tercera generación toma el relevo en la bodega e instaura el desarrollo sostenible como eje estratégico de la bodega. A partir de ese momento, se ponen en marcha diversos proyectos de investigación con el objeto de establecer los principios del manejo del viñedo ecológico con cubierta vegetal; la elaboración de vinos generosos ecológicos que expresen la identidad de la tierra y la variedad de la uva.





Desde finales del siglo XX, Bodegas Robles se ha caracterizado por su apuesta por un proceso ecológico, siendo a día de hoy la primera y única bodega con Denominación de Origen en Andalucía que produce vino ecológico certificado con manejos de cubierta vegetal en viñedos.

Este camino ha sido reconocido dos veces por el Ministerio de Medio Ambiente. Así,en el año 2006, Bodegas Robles recibió el premio como Mejor Empresa Productiva Ecológica en el Mercado Español; y en el año 2014, con el Premio Alimentos de España a la Producción Ecológica. A su vez, en los dos últimos años ha obtenido el Premio Enoturismo «Rutas del Vino de España» de manos de la Asociación Española de Ciudades del Vino (Acevin) y del Instituto de Turismo de España (Turespaña) y uno de los Premios Andalucía de Agricultura y Pesca 2017, promovidos por la Junta de Andalucía.

J.P. BELLIDO / REDACCIÓN
REPORTAJE GRÁFICO: JOSÉ ANTONIO AGUILAR

sábado, 20 de junio de 2020

  • 20.6.20
La Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico de la Junta de Andalucía ha fijado las nuevas medidas preventivas de salud pública que regirán a partir de mañana domingo, 21 de junio, en la fase de salida del estado de alarma en los espacios y centros culturales de la Consejería.



Así, los museos, colecciones museográficas y salas de exposiciones tendrán un aforo limitado al 65%, tanto para visitas como para las actividades culturales, mientras que las visitas de grupo serán de un máximo de 20 personas, incluyendo el guía.

En cuanto a monumentos, conjuntos arqueológicos y enclaves, tanto de titularidad pública como privada (al igual que en el caso de los museos), el aforo se limitará al 75 por ciento en los espacios libres y al 65 por ciento en los cerrados. Estos porcentajes serán de aplicación tanto a las visitas como a la realización de actividades culturales. Las visitas de grupos serán de un máximo de hasta 25 personas incluido el guía, estableciendo recorridos obligatorios para evitar aglomeraciones.

Asimismo, en archivos, bibliotecas y centros de documentación no se podrá superar el 65% del aforo permitido y la devolución del material bibliográfico y documental conllevará el sometimiento de un periodo de cuarentena.

Por otro lado, para cines, teatros, auditorios, circos y espacios similares públicos o privados, se deberá contar con butacas preasignadas, siempre que no superen el 65 por ciento del aforo permitido en cada sala, permitiendo la asistencia máxima de 800 personas para lugares cerrados y 1500 personas en actividades al aire libre. Además, se propone el agrupamiento de espectadores cuando se trate de unidades familiares o de convivencia.

En el caso de otros recintos, locales y establecimientos destinados a espectáculos públicos y actividades recreativas distintos, el público deberá permanecer sentado y no superar el 65% del aforo, permitiendo la asistencia de 800 personas para lugares cerrados y 1500 personas en actividades al aire libre.

Además, con carácter general y sin perjuicio de las normas generales establecidas por autoridades sanitarias o protocolos específicos, se atenderán las recomendaciones específicas elaboradas por el Instituto del Patrimonio Cultural de España y del Instituto Andaluz del Patrimonio Histórico para las tareas de limpieza y desinfección en inmuebles históricos o en proximidad de bienes culturales, extremando la limpieza en zonas de uso común y superficies de contacto más frecuentes.

Se instalarán elementos y barreras de protección para el personal de control y vigilancia en los accesos y lugares de información y atención al público, manteniendo la distancia de seguridad y estableciendo procedimientos para el recuento y el control del aforo, con carteles y otros documentos informativos sobre las medidas higiénicas y sanitarias y sobre el aforo máximo.

Por último, respecto a las medidas destinadas a colectivos artísticos, se han definido medidas de higiene y prevención (mantenimiento de la distancia interpersonal de seguridad, limpieza y desinfección de vestuario, etc.) y a la producción y rodaje de obras audiovisuales (equipos de trabajos reducidos al mínimo imprescindible, rodaje en espacios previa autorización del ayuntamiento...).

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR (ARCHIVO)

jueves, 5 de marzo de 2020

  • 5.3.20
El Boletín Oficial de la Junta de Andalucía (BOJA) publicó ayer la convocatoria de la Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico, a través de la Agencia Andaluza de Instituciones Culturales, de las audiciones para cubrir los puestos del elenco del nuevo proyecto del Ballet Flamenco de Andalucía que dirigirá la montillana Úrsula López.



El plazo para la presentación de las solicitudes concluirá el próximo 15 de marzo y se pretende cubrir una plaza de repetidor o repetidora, nueve de bailaores o bailaoras y cinco de músicos (cante, guitarra y toque) que pasarán a ser miembros del elenco del Ballet Flamenco de Andalucía durante un periodo de un año, prorrogable hasta un máximo de cuatro años.

Esta convocatoria está abierta a personas mayores de 18 años que acrediten una experiencia contrastada en el sector profesional de la danza o el flamenco mínima de tres años en el puesto que se solicita o de cinco en caso de optar por el puesto de repetidor.

Los interesados deberán adjuntar a la solicitud el currículo actualizado, un vídeo (enlace a Youtube o similar actuando ejecutando una pieza de baile o toque según el puesto solicitado), copia del Documento Nacional de Identidad o equivalente y una fotografía reciente de primer plano.

Las solicitudes se presentarán preferentemente en la sede de la Agencia Andaluza de Instituciones Culturales, sita en la calle Calatrava de Sevilla. También tendrá validez la solicitud mediante el envío de la misma, junto con una copia de la documentación adjunta, a esta dirección de correo electrónico. Para más información sobre esta convocatoria, los interesados podrán visitar la página web corporativa de la Agencia Andaluza de Instituciones Culturales o dirigirse a los teléfonos 955 037 360 y 955 037 363.

Una vez concluya la selección se conformará el Ballet Flamenco de Andalucía (BFA) y comenzarán los ensayos para la reposición del espectáculo Naturalmente flamenco, y la producción de la coreografía que se estrenará en la edición 2020 del programa Lorca y Granada en los jardines del Generalife, que tendrá lugar durante los meses de julio y agosto. También iniciarán los trabajos para conmemorar el décimo aniversario del flamenco como Patrimonio Inmaterial de la Humanidad.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL
FOTOGRAFÍA: ARCHIVO

viernes, 20 de septiembre de 2019

  • 20.9.19
Los pronósticos de lluvia que ofrece la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet) a partir de esta medianoche en Montilla han llevado a la organización del Montijazz Vendimia 2019 a trasladar la actuación de esta noche, a cargo de Antonio Lizana y Víctor Jiménez, desde el Lagar Cañada Navarro hasta Bodegas Alvear, que se convertirá de este modo en sede de las dos noches de música en directo diseñadas para esta edición del festival.



De esta forma, el concierto previsto para esta noche en la Sierra de Montilla –y para el que el Ayuntamiento había ofertado un servicio de transporte gratuito– se trasladará finalmente hasta el patio porticado de Bodegas Alvear para disfrutar, con independencia de las inclemencias meteorológicas, de la actuación del saxofonista gaditano Antonio Lizana, uno de los máximos exponentes en la fusión del jazz y flamenco, que estará acompañado por Daniel García al piano, Jesús Caparrós al bajo, Shayan Fathi a la batería, y Mawi de Cádiz a las palmas y el baile.

Asimismo, los asistentes a la primera noche de Montijazz Vendimia 2019 podrán disfrutar de la actuación de Víctor Jiménez & Friends, que rendirá tributo al mítico cuarteto de jazz fusión estadounidense Yellowjackets, junto al piano de Alberto Palau, el bajo de Ánder García y la batería de Mariano Steimberg. Además, tal y como estaba previsto en la Cañada Navarro, Bodegas Alvear ofrecerá una visita guiada a sus instalaciones desde una hora antes de los conciertos.

Por su parte, en la noche del sábado tendrá lugar la actuación de la cantante navarra Noa Lur, una de las voces más importantes del jazz español, que sonará junto al piano de David Sancho, el bajo de Ánder García y la batería de David Fernández; y el trío liderado por Baptiste Bailly, el pianista francés afincado en Valencia que ha sido una de las sorpresas del jazz en España tras la publicación de su último disco titulado Pensión Almayer.

Las entradas para la nueva edición del Montijazz Vendimia están a la venta en la Oficina de Turismo de Montilla y en el Centro Cultural Alcalde Antonio Carpio, así como en la web kieroentradas.com, al precio de 15,00 euros en venta anticipada y 17,00 euros en taquilla. El bono para ambos conciertos se puede adquirir al precio de 25,00 euros.

I. TÉLLEZ / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: ANTONIO LIZANA (FACEBOOK)

lunes, 16 de septiembre de 2019

  • 16.9.19
Apenas tres meses después de imponerse en el XIX Concurso de Pintura Rápida "Ciudad de Pozoblanco", el pintor lucentino Jaime Jurado Cordón logró ayer el Premio "Excelentísimo Ayuntamiento de Montilla" en la tercera edición del Concurso de Pintura al Aire Libre "Memorial José Santiago Garnelo y Alda", que reunió a sesenta artistas de todas las edades en torno a algunos de los monumentos y enclaves más emblemáticos de Montilla. Junto a él, el pintor granadino Miguel Ángel Rivas Mejías, natural de Albolote, logró el otro premio dotado con 2.500 euros y que fue donado por la cooperativa agrícola La Unión.







El certamen, que celebró su entrega de premios a última hora de la tarde de ayer en el Salón Municipal San Juan de Dios, anexo al Ayuntamiento de Montilla, supuso el broche de oro para la Semana de Montilla con la Pintura, una iniciativa que nació en 2017 con el objetivo de situar la localidad de la Campiña Sur en el centro de las artes plásticas a nivel nacional.

Junto con Jaime Jurado Cordón y Miguel Ángel Rivas Mejías, que atesoran un sinfín de premios en certámenes de pintura rápida celebrados por toda la geografía nacional, el podio del "Memorial José Santiago Garnelo y Alda" lo completó en la categoría Infantil el montillano Gabriel Urbano Cabello, que hasta el pasado mes de junio cursó sus estudios en el CEIP San Francisco Solano, y en categoría Juvenil el joven montillano Manuel Baena Urbano. A su vez, el mejor artista local fue Miguel Ángel Sánchez Jiménez, que recibió un cheque por valor de 500 euros de manos de la concejala de Cultura y Festejos, Soledad Raya.

El castillo de Montilla, la Plaza de la Rosa, el convento de Santa Clara, el Llano Palacio, El Parador o las vistas de Montilla desde distintos puntos de su entorno rural volvieron a ser las estampas más repetidas entre las obras participantes que, en esta edición, optaban a cerca de 10.000 euros en premios gracias a la colaboración público-privada.







En concreto, el Premio Nacional de Pintura Rápida al Aire Libre repartió sendos premios de 2.500 euros a las dos mejores obras en la categoría de Adultos –que fueron para Jaime Jurado y Miguel Ángel Rivas–; otros tres premios de 1.000 euros –que fueron para Antonio Ángel Barahona (Premio Rioma), Cristóbal León (Bodegas Alvear) y Pablo García (Premio Amigos del Museo Garnelo); y tres de 500 euros para Adrián Francisco Marmolejo (Premio Casino Montillano), Ana Sánchez Lucas (Premio Santa Amalia Alta Decoración) y Miguel Ángel Sánchez Jiménez (Premio Ayuntamiento de Montilla al Mejor Artista Local).

En la categoría Infantil resultó premiada, además de Gabriel Urbano Cabello, la niña Aurora Aguilar López, mientras que en la sección Juvenil fueron reconocidos, junto a Manuel Baena Urbano, los jóvenes Víctor Calleja Rider y Elena Sánchez Luque.

"El objetivo de este certamen es atraer hasta Montilla a artistas y creadores de todo el panorama nacional, así como a personas interesadas en el mundo de la pintura y del arte en general", destacó el alcalde de la localidad, Rafael Llamas, quien achacó la menor participación registrada en esta edición con respecto a la del pasado año a la "inestabilidad meteorológica que se ha registrado en Andalucía durante todo el fin de semana" y que, según los organizadores, "ha frenado la participación de muchos artistas que se habían inscrito previamente" en el certamen.







Junto al Concurso de Pintura al Aire Libre, el Ayuntamiento de Montilla ha impulsado en los últimos días numerosos talleres y actividades abiertas a todos los públicos que abordaron desde la decoración de libros en desuso, a la introducción a la pintura en acuarela o la técnica light painting, entre otras muchas propuestas.

"Este año hemos contado con una edición cargada de clases magistrales, talleres y rutas que han permitido poner en valor los distintos murales con los que cuenta Montilla, con el objetivo de que la ciudad se convierta en núcleo central de la pintura en la provincia", destacó el teniente de alcalde de Desarrollo Local, Manuel Carmona, quien agradeció la implicación de numerosos artistas y empresas locales para el desarrollo de las diferentes iniciativas.

J.P. BELLIDO / REDACCIÓN
REPORTAJE GRÁFICO: IRENE TÉLLEZ / JOSÉ ANTONIO AGUILAR

domingo, 15 de septiembre de 2019

  • 15.9.19
Con el característico aroma de la vendimia todavía en el ambiente, el Lagar Cañada Navarro y Bodegas Alvear de Montilla volverán a abrir sus puertas al público para disfrutar de un maridaje único: el que conforman los vinos de la zona Montilla-Moriles y la mejor música gracias a una nueva edición del Montijazz Vendimia. En esta edición, Antonio Lizana y Noa Lur encabezan el cartel de los dos conciertos que se celebrarán los próximos 20 y 21 de septiembre.



Tras un primer contacto con los aficionados al jazz en la noche del pasado jueves a través de una Jam Session que ofreció la Asociación Jazz de Priego de Córdoba en la Casa del Inca, el Montilla Vendimia 2019 contará en esta ocasión con diferentes iniciativas para acercar este estilo musical a toda la ciudadanía. Así, junto a los conciertos, el festival ofrecerá un taller gratuito de Swing Dance el próximo jueves 19 de septiembre, a partir de las 20.00 de la tarde, en la Plaza de La Merced.

De esta forma, y tras calentar motores, el Montijazz Vendimia 2019 dará paso a las grandes citas de este año, dos noches de música en directo en los marcos incomparables que ofrecen las bodegas y lagares de la ciudad. "Es el tercer año que apostamos por este formato en los lagares y bodegas para vincularlo al mundo del vino y ha sido un éxito", destacó el delegado de Desarrollo Local, Manuel Carmona, quien señaló que los asistentes a ambos conciertos podrán realizar una visita guiada previa tanto al Lagar Cañada Navarro como a Bodegas Alvear.



"Para los lagares de la Sierra de Montilla siempre es interesante cualquier iniciativa que incorpore arte y cultura. Es combinar el vino, que es un arte, con otro arte que es la música", destacó el representante de Lagar Cañada Navarro, Manuel Jiménez, sobre esta nueva edición.

La primera noche del Montijazz Vendimia 2019, que tendrá lugar el viernes en el Lagar Cañada Navarro, estará protagonizada por el saxofonista gaditano Antonio Lizana, uno de los máximos exponentes en la fusión del jazz y flamenco, que estará acompañado por Daniel García al piano, Jesús Caparrós al bajo, Shayan Fathi a la batería, y Mawi de Cádiz a las palmas y el baile.

El concierto –para el que el Ayuntamiento dispondrá de un servicio de transporte gratuito a partir de las 19.30 desde la estación de autobuses– se completará con la actuación de Víctor Jiménez & Friends, que rendirá tributo al mítico cuarteto de jazz fusión estadounidense Yellowjackets, junto al piano de Alberto Palau, el bajo de Ánder García y la batería de Mariano Steimberg.



Por su parte, Bodegas Alvear acogerá en la noche del sábado la actuación de la cantante navarra Noa Lur, una de las voces más importantes del jazz español, que sonará junto al piano de David Sancho, el bajo de Ánder García y la batería de David Fernández; y el trío liderado por Baptiste Bailly, el pianista francés afincado en Valencia que ha sido una de las sorpresas del jazz en España tras la publicación de su último disco titulado Pensión Almayer.

Las entradas para la nueva edición del Montijazz Vendimia están ya a la venta en la Oficina de Turismo de Montilla y en el Centro Cultural Alcalde Antonio Carpio, así como en la web kieroentradas.com, al precio de 15,00 euros en venta anticipada y 17,00 euros en taquilla. El bono para ambos conciertos se puede adquirir al precio de 25,00 euros.

I. TÉLLEZ / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍAS: NOA LUR FANPAGE (FACEBOOK) / ANTONIO LIZANA (FACEBOOK) / I. TÉLLEZ

miércoles, 11 de septiembre de 2019

  • 11.9.19
Con el objetivo de convertirse en un referente de las artes plásticas a nivel nacional, el Ayuntamiento de Montilla dio ayer el pistoletazo de salida a su III Semana de la Pintura, una iniciativa que, junto al Premio Nacional de Pintura Rápida al Aire Libre –que esta edición contará con 10.000 euros en premios–, contará con la celebración de numerosas actividades formativas y propuestas turísticas relacionadas con el arte.



Tras consolidarse en sus dos primeras ediciones gracias a la participación de más de 200 artistas de toda España, la tercera edición de la Semana de la Pintura –dedicada al 75.º aniversario de la muerte del artista José Santiago Garnelo y Alda– pretende "dar un paso más allá" con la incorporación de nuevas propuestas "que acerquen a todos los públicos la pintura en sus distintas expresiones".

De nuevo, el Concurso de Pintura al Aire Libre "Memorial José S. Garnelo y Alda", que se celebrará el próximo domingo, será el plato fuerte de esta semana dedicada a las artes plásticas pues, si bien se mantendrá abierto el plazo de inscripción hasta el mismo día del certamen, son decenas los artistas de distintos puntos de España que ya han confirmado su participación.

Un premio nacional que, como destacó el delegado de Desarrollo Local, Manuel Carmona, contará con más de 10.000 euros en premios gracias a la colaboración público-privada para la puesta en marcha de este certamen. En concreto, en esta tercera edición, el Premio Nacional de Pintura Rápida al Aire Libre de Montilla estará dotado con dos premios de 2.500 euros a las dos mejores obras en la categoría de Adultos, otros tres premios de 1.000 euros, y tres de 500 euros –uno de ellos destinado al mejor artista local–.

Por su parte, en la categoría Infantil, se premiará a las tres mejores obras con material de pintura y diploma acreditativo de su participación para cada una de las modalidades. "Este año Montilla volverá a convertirse en un referente nacional gracias a la gran participación de artistas de muchas provincias españolas en el certamen", aseguró Soledad Raya, concejala de Cultura y Festejos.



Además, entre las novedades de esta edición, en la que de nuevo se espera que espacios emblemáticos como el castillo de El Gran Capitán, la Plaza de la Rosa, el Ayuntamiento, el Llano Palacio, El Parador o las vistas de Montilla sean los escenarios más representados, la exposición de las obras se trasladará hasta el Salón San Juan de Dios, anexo al Consistorio, donde se podría desarrollar el certamen en caso de que las condiciones meteorológicas así lo recomendaran.

Arte accesible para todos

Junto al Concurso de Pintura al Aire Libre, el Ayuntamiento de Montilla impulsará a lo largo de los próximos días numerosos talleres y actividades abiertas a todos los públicos que abordarán desde la decoración de libros en desuso, a la introducción a la pintura en acuarela o la técnica ligth paiting, entre otras propuestas cuya programación puede consultarse aquí.

"Este año contamos con una edición cargada de clases magistrales, talleres y rutas que pondrán en valor los distintos murales con los que cuenta Montilla, con el objetivo de que la ciudad se convierta en núcleo central de la pintura en la provincia", destacó Manuel Carmona, quien agradeció la implicación de numerosos artistas y empresas locales para el desarrollo de las diferentes iniciativas.

I. TÉLLEZ / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR / I. TÉLLEZ

viernes, 30 de agosto de 2019

  • 30.8.19
Tratado sobre el corazón de las cosas. Así se titula la nueva obra que acaba de ver la luz de la mano de Fénix Editora y en la que Antonio López Hidalgo, miembro del Consejo Editorial de Andalucía Digital, recopila algunos de sus textos más intimistas y en los que el inexorable paso del tiempo, el amor, el desamor, la soledad o la muerte se erigen en protagonistas a lo largo de un centenar de pequeñas piezas literarias.



Tal y como ha destacado Juan Carlos Fernández Serrato, reputado experto en Literatura Española Contemporánea que imparte clase en la Facultad de Comunicación de la Universidad de Sevilla, la narrativa de López Hidalgo es "leve, delicada, ligera, como la literatura más interesante del siglo XXI, uno de cuyos grandes exponentes es el francés Patrick Modiano", Premio Nobel de Literatura en 2014.

En efecto, el Tratado sobre el corazón de las cosas es un exquisito compendio de poemas en prosa, textos delicados y hondos, con mucha profundidad pese a su brevedad, que abordan, desde el prisma de la experimentación literaria, temáticas recurrentes en la literatura creativa de Antonio López Hidalgo.

Para ilustrar la portada de este nuevo libro, el autor ha escogido un pormenor del óleo sobre lienzo titulado Hodgkin's books, obra del artista montillano Paco Salido quien, de este modo, quiso rendir su particular homenaje a la figura de Sir Gordon Howard Eliot Hodgkin, un reputado pintor e impresor británico fallecido en 2017.

Una vida dedicada al periodismo y a la literatura

Catedrático de Redacción Periodística en la Facultad de Comunicación de la Universidad de Sevilla, Antonio López Hidalgo (Montilla, 1957) publicó su primer libro en 1990, El sindicato clandestino de la Guardia Civil, una obra realizada al alimón junto a Juan Emilio Ballesteros, por la que fueron procesados y absueltos posteriormente.

En la editorial Comunicación Social, Antonio López Hidalgo también ha publicado El periodista en su soledad; De la vida y otras anécdotas; El Titular. Manual de titulación periodística; Géneros periodísticos complementarios. Una aproximación crítica a los formatos del periodismo visual; y La Columna. Periodismo y literatura en un género plural. Entre otras obras, es autor de La exactitud de la nostalgia, Tratado sobre el corazón de las cosas, La ciudad perdida, El privilegio del olvido, La belleza de las pequeñas cosas o Escrito en Brasil.

Profesor invitado en varias universidades iberoamericanas, es Premio de Narrativa de la Asociación Cultural "Marquesado de Priego", además de miembro de la Cofradía de la Viña y el Vino, para la que concibió en septiembre de 1992 la primera Exaltación del Vino de Montilla. De igual manera, Antonio López Hidalgo es miembro del Patronato de la Fundación Biblioteca Manuel Ruiz Luque.

J.P. BELLIDO / REDACCIÓN
FOTOGRAFÍA: M.A. LEÓN

sábado, 17 de agosto de 2019

  • 17.8.19
La Escuela Pública de Formación Cultural de Andalucía (EPFCA) de la Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico ha puesto en marcha, junto con la Universidad Pablo de Olavide (UPO) y la Asociación de Gestores Culturales de Andalucía (GECA), un título de Experto en Gestión Cultural, que se celebrará entre el 12 de marzo y el 24 de junio de 2020 en la sede de la EPFCA en Sevilla.



Dos ediciones de un curso similar, también en colaboración con ambos organismos, y con el precedente de las dos ediciones del curso "Gestión Cultural. El proyecto Cultural" impartido en la EPFCA, constatan el éxito de la propuesta tanto en la solicitud de matrículas como por la valoración del alumnado tras su finalización. Los buenos resultados han facilitado que este curso en su próxima edición se ofrezca dentro de la oferta de los títulos de experto universitario de la Universidad Pablo de Olavide.

La profesionalización que la gestión cultural ha experimentado en las dos últimas décadas ha demandado una formación específica para quienes se dedican a ella. Este curso es una buena muestra de la sinergia entre el sector asociativo, el público y la universidad para lograr una propuesta que se adecue a las exigencias del mercado laboral con una formación muy práctica e impartida por profesionales del sector en activo.

La Escuela Pública de Formación Cultural de Andalucía es una unidad de la Agencia Andaluza de Instituciones Culturales (AAIICC), adscrita a la Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico, que ofrecen tres líneas de formación cultural: artística, técnica y de gestión. La enseñanza está orientada de manera muy práctica y con el objetivo de mejorar las competencias del alumnado de cara a la incorporación o mejora en el mercado laboral. La EPFCA cuenta con tres sedes: Granada, Málaga y Sevilla. Además, para llegar a un mayor número de personas, se organizan cursos online y puntualmente en otras provincias, gracias a acuerdos con entidades locales.

Además de las sedes físicas estables en Granada, Málaga y Sevilla, la Escuela cuenta con una plataforma virtual en la que se imparten cursos online para facilitar así la formación a las personas interesadas independientemente de su lugar de residencia. Con esta misma meta de ampliar la territorialidad de las acciones, gracias a acuerdos y colaboración con entidades locales, se han organizado en 2018-19 cursos en Córdoba, Huelva y Cádiz. Todos estos cursos, de una duración variable, que van desde las 12 horas hasta otros de 800, suman más de 6.000 horas de clase.

Los cursos que se han impartido abarcan muchas disciplinas: atrezzo, sonorización, vestuario, escenografía, iluminación, clown, voz, interpretación, videomapping, verso, fotografía, redes sociales, legislación o producción entre otras, y abarcan también diversos niveles, desde algunos cursos de iniciación para los que no es necesaria formación previa a otros especializados dirigidos a profesionales que precisan reciclarse o ampliar conocimientos más específicos.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL

martes, 13 de agosto de 2019

  • 13.8.19
La Escuela Pública de Formación Cultural de Andalucía (EPFCA), dependiente de la Consejería de Cultura y Patrimonio Histórico a través de la Agencia Andaluza de Instituciones Culturales, ha cerrado el curso 2018-2019 con un balance más que positivo, gracias a los más de mil alumnos y al total de 84 cursos organizados en los seis primeros meses del año, con una media de alumnado por taller de 13 personas.



"Ello permite que la formación sea muy práctica y participativa, así como cumplir con uno de los objetivos de la Escuela de preparar al alumnado para el mercado profesional de distintos sectores de la cultura", resaltaron fuentes del Gobierno andaluz.

Además de las sedes físicas estables en Granada, Málaga y Sevilla, la Escuela cuenta con una plataforma virtual en la que se imparten cursos online para facilitar así la formación a las personas interesadas independientemente de su lugar de residencia. Con esta misma meta de ampliar la territorialidad de las acciones, gracias a acuerdos y colaboración con entidades locales, se han organizado en 2018-19 cursos en Córdoba, Huelva y Cádiz. Todos estos cursos, de una duración variable, que van desde las 12 horas hasta otros de 800, suman más de 6.000 horas de clase.

Los cursos que se han impartido abarcan muchas disciplinas: atrezzo, sonorización, vestuario, escenografía, iluminación, clown, voz, interpretación, videomapping, verso, fotografía, redes sociales, legislación o producción entre otras, y abarcan también diversos niveles, desde algunos cursos de iniciación para los que no es necesaria formación previa a otros especializados dirigidos a profesionales que necesitan reciclarse o a quienes necesitan ampliar conocimientos más específicos.

La Escuela Pública de Formación Cultural de Andalucía ofrece tres líneas de formación cultural: artística, técnica y de gestión. La enseñanza está orientada de manera muy práctica y con el objetivo de mejorar las competencias del alumnado de cara a la incorporación o mejora en el mercado laboral.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL
FOTOGRAFÍA: JOSÉ ANTONIO AGUILAR

sábado, 10 de agosto de 2019

  • 10.8.19
La Consejería de Igualdad, Políticas Sociales y Conciliación ha abierto el plazo de presentación de candidaturas para el XVIII Certamen Literario Escolar Andaluz en materia de voluntariado ‘Solidaridad en Letras’. Con estas distinciones, se pretende sensibilizar al alumnado de los centros educativos andaluces en favor de la defensa de valores como la solidaridad, la libertad, la igualdad y la justicia, así como posibilitar que las alumnas y los alumnos se conviertan en protagonistas de la solidaridad a través de sus producciones escritas.



A este concurso podrán ser propuestas como candidaturas el alumnado de cualquier centro educativo público, concertado o privado de Educación Primaria y Secundaria de Andalucía. Igualmente, podrá participar el alumnado de los centros de Educación Especial, así como de cualquier otro programa educativo que se ajuste a las características de la convocatoria.

Como novedad en esta edición, a través de los centros escolares que participen en este certamen, se podrá elegir el lema del Congreso Andaluz de Voluntariado 2020 que tendrá lugar en Huelva. El relato breve deberá tener un título redactado de forma que pudiera convertirse en el lema del congreso. Este foro es el principal foco de encuentro y de participación de las buenas prácticas llevadas a cabo por las asociaciones de voluntariado que vienen desarrollando su labor a lo largo del territorio andaluz.

El Certamen presenta dos fases: provincial y regional. Y contempla dos categorías: A para alumnado de 5º y 6º de Educación Primaria; y B para alumnado de 1º y 2º de Educación Secundaria Obligatoria. Además, presenta la modalidad de relato breve (máximo 500 palabras), que consistirá en una narración de ficción centrada en el voluntariado. Las candidaturas se pueden presentar hasta el día 18 de octubre.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL

miércoles, 24 de julio de 2019

  • 24.7.19
Su nombre se hizo especialmente popular el pasado verano, tras ser incluido en el exclusivo comité de expertos que habría de evaluar a los aspirantes a dirigir RTVE. Pero Francisco Sierra Caballero ya era, desde mucho antes, uno de los investigadores más respetados en el ámbito de la Comunicación contemporánea. Nacido hace 50 años en Gobernador, un municipio de poco más de 200 habitantes situado en la comarca granadina de Los Montes, muy cerca de Jaén, Francisco Sierra es catedrático de Teoría de la Comunicación de la Universidad de Sevilla, donde dirige el Departamento de Periodismo I.



Investigador del Instituto Andaluz de Investigación en Comunicación y Cultura y nuevo columnista de Andalucía Digital, es fundador de la Asociación Española de Investigación de la Comunicación y, en la actualidad, preside la Unión Latina de Economía Política de la Información, la Comunicación y la Cultura, así como la Asamblea de la Confederación Iberoamericana de Asociaciones Científicas en Comunicación.

Autor de relevantes ensayos sobre Comunicación, Política y Cambio Social, Francisco Sierra ha coordinado equipos internacionales de investigación para la Comisión Europea o para el Plan Nacional de Investigación y Desarrollo de España. Ahora, de la mano del sello editorial Siglo XXI de España, presenta Teoría del valor, comunicación y territorio, una obra que reúne aportes originales de autores de referencia como David Harvey, Toni Negri y Carlo Vercellone sobre Teoría del Valor y Revolución Digital, analiza las discusiones de aportes como las tesis sobre Capitalismo Cognitivo.

—Hace unos meses reclamaba en 'Introducción a la Comunicología' un enfoque materialista de la comunicación. Este libro avanza en la misma dirección, supongo.

—En efecto. La ausencia de una perspectiva crítica en Comunicación es notoria. Por influencia de la escuela funcionalista estadounidense, nuestros estudios han cultivado una visión instrumental, práctica, aunque paradójicamente poco útil. Si uno visita cualquier biblioteca o librería y se para a revisar el fondo bibliográfico, rápidamente salta la ausencia de referencias marxistas, materialistas o, en un sentido amplio, críticas de la comunicación.

Hay títulos episódicos, como el del exdirector de El Mundo sobre el poder en los medios, pero poca teoría y elaboración científica que apunte en una dirección distinta para entender por qué nos pasa lo que nos pasa con la comunicación pública. Este volumen, aunque colectivo, tiene un capitulo en el que avanzo cuestiones sustanciales sobre acceso, control e ideología en los medios, pensando no tanto en el periodismo, que suele ser lo habitual, como en las propias redes y en la cultura digital.

—¿Hay intelectuales marxistas en estos tiempos posmodernos de faltas noticias?

—Empiezo a pensar que no, al menos en España. Cuando tuve la defensa de mi Cátedra de Teoría de la Comunicación me pregunté en la exposición cómo es posible que un hijo de la clase obrera llegue a la universidad, se titule, termine siendo profesor e, incluso, alcance la máxima distinción en la carrera académica. Lo normal hubiera sido el desclasamiento o, directamente, no alcanzar tal honor. Añádase además que la universidad, y particularmente la academia española, es históricamente antimarxista.

A diferencia de otros ámbitos de nuestro entorno, pienso en Francia o Gran Bretaña, la investigación en España es poco crítica y no lo digo yo desde una posición contraria. Hay ya estudios de colegas de la Universidad Rey Juan Carlos y de la Complutense sobre el campo académico de la comunicación y ratifica dichas tesis.

No olvidemos además que en instituciones como la Universidad de Sevilla hubo purgas de ilustres profesores republicanos. Proliferaron catedráticos afines al Opus y el régimen. En mi propia Facultad de Ciencias de la Información en la Universidad Complutense eran conocidos los falangistas reconvertidos en profesores sin más bagaje intelectual que haber servido a la dictadura franquista.

En este escenario, hablar de intelectuales marxistas como una suerte de especie en extinción por la posmodernidad no sería cierto al hacer abstracción de la historia. Pensemos en grandes intelectuales como Manuel Sacristán, que fue expulsado de la carrera académica aunque reconocido como uno de los mejores filósofos y expertos en Lógica. En fin, haberlos los hay aunque expuestos a censura como en el acto que nos suspendieron desde Rectorado cuando íbamos a celebrar en el Paraninfo el Bicentenario de Marx.

Estamos, además, en un momento de emergencia del pensamiento materialista. El libro es solo una semilla, pero hay mucho trabajo articulado que venimos desarrollando en espacios como la Fundación de Investigaciones Marxistas y, desde luego, en la propia Universidad, sin apenas recursos pero con rigor y método para dar respuestas al tiempo de mudanzas que vivimos.

—En su libro analiza el llamado "Capitalismo de Plataformas Digitales" como Uber o Amazon. ¿Por qué es tan relevante para la teoría el valor?

—Al menos por tres razones, pues implica un cambio en las formas de generación de valor con figuras como los llamados "prosumidores", esto es, productores que voluntaria y gratuitamente, por el entusiasmo –como diría Remedios Zafra– de construir en común, aportan trabajo y riqueza a grandes plataformas que suelen ser monopólicas.

En segundo lugar, porque desde Marx, el concepto de inteligencia social general, se actualiza hoy con la centralidad de la red distribuida de Internet. La tesis del Capitalismo Cognitivo que sostienen algunos autores como Yann Moulier Boutang señalan que el valor depende hoy del código, de la información y del conocimiento y, ésta a su vez, depende de la tecnología.

Pensar estas plataformas, por tanto, es discutir quién domina la infraestructura y quién acumula valor explotando la creatividad social colectiva. Por último además, en torno a estas plataformas surgen nuevos conflictos y lucha de clases que explican en buena medida las contradicciones del capitalismo entre un trabajo y recursos de producción socializados y una privatización de la riqueza.

Debates como en España la Tasa Google son retos parciales a un problema de fondo que es observable en el mundo que se está configurando. Piense en los trabajadores de Amazon o en los juicios que en San Francisco mantienen los trabajadores precarizados de Uber. No solo asistimos a condiciones de trabajo de semiesclavitud: es que ésta es la condición de la acumulación del capitalismo informacional. Trabajo gratis.

En suma, el capitalismo de plataformas es central y, en torno a ellas, convergen el capital financiero (innovación y desarrollo), las disputas geopolíticas de poder internacional (el caso por ejemplo Huawei y el 5G) y los procesos que amenazan la diversidad cultural y las propias libertades públicas. Sin esta reflexión no podemos entender fenómenos como Trump o la ciberguerra.

—Nos dirigimos entonces al modelo 'Gran Hermano' que sugiere Google. ¿Qué implicaciones económicas tiene?

—No vamos, ya estamos instalados. Desde la denuncia por el Parlamento Europeo del caso Echelon, hemos seguido avanzando. La Unión Europea sanciona a Facebook por la venta de nuestros datos a Cambridge Analytic pero sigue delinquiendo. El caso Alexa, Smart Tv Samsung y otros dispositivos como el monitoreo en redes es la forma de colonización del siglo XXI.

Ahora, la explotación intensiva y extractivista no es sobre la naturaleza sino sobre nosotros mismos con la minería de datos. Pero se hace en condiciones de exclusividad, cuasi monopólica, y en la que la guerra de Huawei anticipa una disputa geopolítica por hacer real lo que los teóricos de la dependencia definían como la ventaja competitiva de la renta tecnológica.

Amazon, por ejemplo, desarrolla su propia infraestructura y la siguiente fase es que estas redes sean ya no política pública sino redes privadas. El debate sobre la neutralidad de Internet es secundario en la apropiación privada del espacio público. Y lo lamentable es que organismos internacionales como la Unión Internacional de Telecomunicaciones está en manos de Estados Unidos y siguen las directrices de las grandes corporaciones como los GAFAM.

Evidentemente, esta deriva beneficia a quien está ya instalado y domina la red (el circuito de distribución y gestión de datos para la comercialización) y nos sitúa en posiciones subalternas a países y culturas como España, donde no somos productores sino consumidores de estas plataformas, sus tecnologías y software propietario.

—En su libro hay aportes importantes de autores como David Harvey y Toni Negri y analizan procesos como la acumulación por desposesión. ¿Puede explicar a nuestros lectores de qué estamos hablando?

—La tesis de acumulación por desposesión es de David Harvey. De hecho, el seminario sobre teoría del valor que ha dado lugar al libro es iniciativa de él. Fue un honor para mí poder compartir debates con él y con su equipo en el marco del Seminario Internacional Milton Santos de Comunicación y Cultura Urbana que lidera mi grupo, Compolíticas.

Uno de los temas tratados es, justamente como plantea David Harvey a propósito de las ciudades, cómo el proceso de socialización y acceso a recursos difusos, cómo el patrimonio inmaterial y los bienes comunes, son hoy la principal fuente de acumulación por la captura que hacen, por ejemplo, corporaciones que registran, como hace Google Maps, las imágenes de nuestras calles, monumentos y formas de vida como recursos y externalidades positivas que, al tiempo que se comparten, son capturadas por el capital.

Ello da lugar a fenómenos como el turismo, que terminan por expropiar a la gente de sus espacios, recursos acuíferos, imágenes, rituales o imaginarios conforme a la necesidad del capital de rentabilizar las nuevas fuentes de riqueza. Estos procesos, lejos de ser amables, como pareciera con la minería de datos, suelen ser violentos como sucede a diario en el Sur global o con los desplazamientos de población.

—¿El Socialismo del siglo XXI será postmarxista?

—Si por postmarxista entendemos que precisamos una nueva teoría y práctica que no pensó Marx, desde luego. Pero los fundamentos de la crítica, del pensamiento materialista, siguen de plena vigencia. Esto es, toda propuesta emancipadora frente a la destrucción capitalista debe partir de Marx e ir más allá, desde luego. No podemos vivir anclados en el pasado pero no podemos avanzar desde la izquierda sin pensar la historia y aprender de las luchas y derrotas que el movimiento obrero ha tenido.

—¿Qué retos del mundo del trabajo identifica en su crítica de la economía política?

—Primero, el vindicar derechos que están poniendo en cuestión las nuevas formas de producción social. Antes hablaba de las plataformas digitales. En ellas no solo usuarios ven socavados sus derechos y libertades públicas. Trabajadores de empresas como Glovo no solo están en situaciones de extrema precariedad, sino incluso expuestos a graves condiciones de exposición contra su seguridad, como hemos visto.

En este escenario, las organizaciones sindicales tienen que plantear nuevas formas de lucha para la dignidad del nuevo proletariado. Y los poderes públicos empezar a regular porque asumen el neoliberalismo radicalmente en términos de oferta y demanda sin pensar, por ejemplo, los efectos en el pequeño comercio, la destrucción del tejido social o la vulneración de los derechos contemplados en el Estatuto de los Trabajadores.

—¿La comunicación puede ser un espacio de transformación de las desigualdades económicas?

—Ciertamente, si la concebimos como Ciencia de lo Común. Hemos aprendido que compartir en la teoría del valor en redes no empobrece. El problema es cuando se captura por corporaciones que no comparten ni su tecnología, ni el software ni la riqueza generada. Antes bien, se apropian de las externalidades positivas que genera el intercambio.

La comunicación, por ello, debe disputar el sentido del cambio tecnológico para dotarle de corazón, como en las redacciones: sobra marketing y falta inteligencia colectiva para compartir los bienes comunes, más aún en la era de Internet.

—En su presentación en Madrid, en la Librería Traficantes de Sueños, informó de un proyecto editorial sobre Marxismo y Comunicación. ¿No resulta inadecuado en la era de Internet?

—En modo alguno. Creo, antes bien, que es un proyecto necesario, radicalmente urgente en el tiempo que vivimos. Por ello, llevo cinco años revisando los clásicos y recuperando lecturas no hechas en Comunicación para una nueva teoría de los medios desde la tradición materialista. Si todo va bien, el próximo año será publicado en Siglo XXI.

Confío y tengo la esperanza de aportar herramientas de análisis y abrir un debate en el campo de la comunicación desde una perspectiva crítica. En este empeño estamos, desde la minoría y radical voluntad de pensar intempestivamente. Por fortuna, como aprendimos de Neruda, en esta tarea nunca estaremos solos: ni en la teoría ni en la práctica.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL

sábado, 20 de julio de 2019

  • 20.7.19
Teoría del valor, comunicación y territorio. Ese es el título del nuevo libro que ha publicado Francisco Sierra Caballero, catedrático de Teoría de la Comunicación de la Universidad de Sevilla y nuevo colaborador de Andalucía Digital, de la mano del sello editorial Siglo XXI de España. La obra, que reúne aportes originales de autores de referencia como David Harvey, Toni Negri y Carlo Vercellone sobre Teoría del Valor y Revolución Digital, analiza las discusiones de aportes como las tesis sobre Capitalismo Cognitivo.



El nuevo volumen, que ha sido editado como autor por el catedrático de la Universidad de Sevilla, es fruto de tres años de trabajo e investigación en el marco del Seminario Internacional Milton Santos de Comunicación y Cultura Urbana.

"En un momento de crisis y tensiones geopolíticas, donde la brecha que separa a ricos y pobres es cada vez más profunda, repensar la agenda para la crítica materialista de la sociedad debe considerarse la tarea más urgente y necesaria", indica Sierra, quien se muestra convencido de que "hoy, en la era de las plataformas digitales, donde la figura protagonista es la del trabajador precario que las alimenta, el capitalismo opera desde la abstracción de un proceso de acumulación por desposesión procurando limitar el alcance de la lucha de clases como un problema del pasado merced a la dependencia del capital financiero".

Con el fin de comprender las contradicciones y los procesos de transformación actuales, los intelectuales y críticos sociales que aglutina este nuevo libro reformulan y amplían el horizonte de comprensión de la clave fundamental de cualquier reflexión que quiera enfrentar la actualidad del capitalismo: la Teoría del Valor.

Un reputado experto en Comunicación

Nacido hace 50 años en Gobernador, un municipio de poco más de 200 habitantes situado en la comarca granadina de Los Montes, muy cerca de Jaén, Francisco Sierra es catedrático de Teoría de la Comunicación de la Universidad de Sevilla, donde dirige el Departamento de Periodismo I. Además, su nombre se hizo especialmente popular el pasado verano, tras ser incluido en el exclusivo comité de expertos que habría de evaluar a los aspirantes a dirigir Radio Televisión Española (RTVE).

Investigador del Instituto Andaluz de Investigación en Comunicación y Cultura, el nuevo columnista de Andalucía Digital  es fundador de la Asociación Española de Investigación de la Comunicación y, en la actualidad, preside la Unión Latina de Economía Política de la Información, la Comunicación y la Cultura, así como la Asamblea de la Confederación Iberoamericana de Asociaciones Científicas en Comunicación.

Autor de relevantes ensayos sobre Comunicación, Política y Cambio Social, Francisco Sierra ha coordinado equipos internacionales de investigación para la Comisión Europea o para el Plan Nacional de Investigación y Desarrollo de España. El pasado mes de marzo, y de la mano de la Asociación Cultural y Científica Iberoamericana, presentó Introducción a la Comunicología, una obra en la que aborda, de manera crítica y panorámica, el ámbito de la mediación social y el papel que juega la comunicación en la propia conformación de la sociedad.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL

DEPORTES - TOMARES DIGITAL

FIRMAS
Tomares Digital te escucha Escríbenos