:::: MENU ::::

miércoles, 9 de octubre de 2019

  • 9.10.19
La Guardia Civil de Baena, en el marco de la operación Lumus que ha contado con la participación de más de 30 agentes, ha desactivado en la localidad hasta tres puntos de venta de cocaína, heroína y marihuana "muy activos" en una zona de la barriada de San Pedro, a la vez que ha procedido a la detención de ocho personas, en su mayoría perteneciente a la misma familia.



El operativo, iniciado ante las sospechas de la existencia de un grupo criminal dedicado al tráfico de drogas en esta barriada, permitió ubicar los puntos de venta utilizados para dicha actividad delictiva, así como a los propios componentes del grupo, en su mayoría integrantes de la misma familia. Asimismo, los agentes comprobaron que varios jóvenes de la localidad que estaban siendo investigados por la supuesta comisión de delitos contra el patrimonio, accedían a estas viviendas para, presuntamente, consumir droga.

Finalmente, una vez identificadas las personas involucradas y ubicados los domicilios desde donde se estaba llevando a cabo la venta de drogas, se procedió con autorización judicial al registro de los mismos, localizando en su interior dos plantaciones de marihuana, una de ellas acondicionada para albergar más de 2.000 plantas.

En concreto, los agentes intervinieron 35 dosis de cocaína, 26 dosis de heroína, 225 gramos de cogollos de marihuana, 68 plantas de marihuana, 4 básculas de precisión, 7 terminales móviles, más de 1275 euros en billetes fraccionados, joyas y numerosas herramientas y electrodomésticos de ilícita procedencia.

Ante esto hallazgo, se procedió a la detención de los ocho integrantes del grupo familiar –entre los que se encontraban dos menores de edad– como supuestos autores de un delito contra la salud pública. Asimismo, se investigó a otras cuatro personas como supuestas autoras de un delito de defraudación de fluido eléctrico.

Además, el estudio de los efectos intervenidos ha permitido esclarecer hasta la fecha seis robos con fuerza cometidos en viviendas de la localidad, una nave agrícola y en el interior de un vehículo. Una vez reconocidos los mencionados objetos por sus legítimos propietarios, se procedió a la detención de una de las principales investigadas como supuesta autora de un delito continuado de receptación. Mientras, el Puesto Principal de Baena se continúa realizando gestiones tendentes para esclarecer el origen de la totalidad de los efectos intervenidos.

Durante la fase de explotación de la operación, se llevaron a cabo de manera simultánea tres entradas y registros en domicilios de la localidad. En el desarrollo de la misma participaron más de 30 agentes pertenecientes al Puesto Principal de Baena, Policía Local, personal de la cuarta compañía de Montilla, Unidad de Seguridad Ciudadana de la Comandancia, equipo Cinológico con perro adiestrado en detección de drogas, así como personal del departamento antifraude de la compañía eléctrica Endesa.

REDACCIÓN / ANDALUCÍA DIGITAL

DEPORTES - TOMARES DIGITAL

FIRMAS
Tomares Digital te escucha Escríbenos